2010-09-01

Inquietud porque hay (pocas) medusas

26.08.10 - 01:06 - F. CARRERES. MURCIA.
 
La Consejería no ha organizado pescas de celentéreos y teme por el equilibrio ecológico del Mar Menor.Sólo la playa alicantina de La Torre ha padecido hasta la fecha las plagas de celentéreos, que registran mínimos históricos en la Región.
 
Las medusas se han vuelto muy consideradas con los bañistas y, de momento, están respetando la temporada alta en las playas con menos picaduras de lo habitual en los últimos años. Sólo en la vecina playa de La Torre de la Horadada, alicantina pero 'colonizada' por murcianos, han padecido este verano una plaga de 'pelagia' que ha dejado un saldo de casi 3.400 picaduras a bañistas. En el Mar Menor, en julio y agosto las molestas 'Rhizostoma Pulmo' (medusa blanca) y 'Cotylorhiza Tuberculata' (huevo frito) apenas ha molestado.



Ni siquiera ha sido necesario organizar pescas de medusas, cuando no hace ni un año los pescadores recogían una media diaria de tres toneladas de estos celentéreos, que llegaron a convertirse en un símbolo estival. La escasez ha empezado incluso a preocupar en la Consejería de Agricultura y Agua, ya que los científicos consideran que la presencia testimonial de medusas equilibra el ecosistema del Mar Menor.


Al consumir el aporte extra de materia orgánica de la laguna, las medusas actúan como reguladoras. Ingieren y transforman en biomasa esa materia orgánica, que es extraída del mar cuando son retiradas las redes. «Actúan de filtro, y en ese sentido son positivas; por eso este verano nos han recomendado que no pesquemos las pocas que hay», explica el director general de Ganadería y Pesca, Adolfo Falagán.


En Cataluña y Andalucía sí hay


La Comunidad se plantea no instalar el próximo verano los 43 kilómetros de redes que evitan el paso de las medusas. «Parece que no son necesarias, pero tienen una función de balizamiento y señalización. Probablemente las mantengamos, pero no por las medusas», dice Falagán.


En La Manga, la medusa clásica del Mediterráneo, la 'Pelagia noctiluca', una de las especies más urticantes, no ha causado estragos. Según Protección Civil, hasta fines de agosto la media de picaduras ha sido de diez a doce puestos de socorro. Hace dos veranos, era de quince.


Estas medusas, propias del Mediterráneo, no han pasado del litoral catalán y de las costas granadinas y alicantinas, y parece poco probable que lleguen a las murcianas hasta finales del mes de septiembre.


Sobre todo, si se mantienen los vientos de poniente previstos al menos hasta los primeros días de septiembre, que evitan los movimientos de los celentéreos.


En Águilas y Mazarrón la presencia de medusas ha sido prácticamente anecdótica. Según el jefe de Protección Civil, Pedro Hernández, «cada semana atendemos una media de sólo seis o siete picaduras en cada uno de los catorce puestos de socorro. La media es de noventa atenciones por semana, lo que está dentro de los parámetros normales». Las medusas se han cebado con Pilar de la Horadada, a donde van cientos de murcianos. Han atendido casi 3.400 casos de picaduras hasta el 31 de julio (fecha del último balance), lo que es un más del 200% respecto a la temporada anterior. Durante las tres primeras semanas del mes de agosto, las plagas en la vecina playa alicantina han seguido dando problemas a los bañistas.
 
http://www.laverdad.es/murcia/v/20100826/comarcas/inquietud-porque-pocas-medusas-20100826.html

No hay comentarios: