2010-09-01

La temporada termina sin medusas gracias a las lluvias de esta primavera

El número de atenciones por picaduras ha sido testimonial en comparación con el del verano pasado · Sólo en Salobreña han pasado de 800 asistencias a 30.


Rosa Fernández /motril, costa. Actualizado 30.08.2010

La temporada de playa ya está en su tramo final. Pero este puede llegar antes de lo previsto si las lluvias hacen acto de presencia en los próximos días, como se prevé. Y lejos de mirar mal el agua que cae del cielo y que acabará con los refrescantes baños estivales, se deben bendecir las lluvias no sólo por las razones habituales sino porque este año han provocado que haya sido uno de los mejores veranos ya que las medusas han dado una tregua a los bañistas.

En la Costa el número de curas por las picaduras de estos invertebrados se ha reducido en una proporción espectacular. Mientras que al año pasado en playas como las de Salobreña se registraban más de 800 casos, este año apenas han llegado a 30 en todo el verano, según informan en el puesto de la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil situado junto al Peñón. En Almuñécar en el mes de julio del año pasado el número de picaduras llegó a 1.478 mientras que este año se ha reducido a 74.

Los datos desde el 12 de junio hasta la fecha los tiene Antonio Jerónimo, jefe de la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil de Motril, que confirma el descenso en 400 casos.

"En 2009 realizamos 1.600 curas mientras que en 2010 hemos hecho 1.200 en los más de cinco kilómetros de litoral que pertenecen al municipio". También destaca la alerta en la que estuvieron a principios de verano por la posible presencia de la temida carabela portuguesa, que finalmente no asomó.

Según Juan José Castillo, veterinario del Crema de Málaga, "la disminución de celentéreos está ocurriendo en las aguas cercanas a la costa mientras que en alta mar están proliferando en algunos lugares como en Levante". Por tanto, la clave no está en que haya más o menos medusas sino en que estas últimas se mantengan alejadas de la orilla.
"Las razones por las que hay menos medusas en el litoral hay que agradecerlo a las abundantes precipitaciones registradas esta primavera, que han ayudado a mantener los bancos de medusas lejos de las playas españolas este verano", según informa el Instituto de Ciencias del Mar del CSIC.

Según los expertos, la descarga de las aguas de lluvia a la costa forma un frente de aguas de diferente salinidad y densidad frente a las playas, dando lugar a una barrera física que dificulta a los bancos de medusas acercarse a las costas. Sin embargo, el hecho de que no se acerquen a la costa no significa que no vuelvan a aparecer plagas de medusas en el futuro, un fenómeno que se produce por la contaminación marina y la escasez de depredadores de esta especie como consecuencia de la sobreexplotación de la pesca, factores que no han cambiado.

Este verano ya estaba preparada toda la 'artillería pesada' para hacer frente a las medusas, que proliferan en las costas españolas de manera molesta y masiva desde 2006. El último Consejo de Ministros aprobó el Plan verano. El plan de detección de medusas, puesto en marcha por primera vez el año pasado, se encontraba entre sus cometidos.
 
http://www.granadahoy.com/article/provincia/777873/la/temporada/termina/sin/medusas/gracias/las/lluvias/esta/primavera.html
 
 

No hay comentarios: